Como identificar si tu hijo tiene problemas visuales

¿Cuáles son los problemas visuales más frecuentes en los niños?

Los problemas visuales en los niños cada vez son más comunes, pero no siempre se les presta la atención debida. Existen enfermedades que algunas veces los padres pueden detectar a simple vista, como el estrabismo y la ambliopía (ojo vago), pero otras que suelen manifestarse en su hijo a través de comportamientos extraños o incluso bajo rendimiento escolar, como la discromatopsia (discapacidad de visión de los colores), la miopía, hipermetropía o astigmatismo.

 Señales y síntomas de que tu hijo tiene problemas visuales

Si no estás seguro de que tu hijo tenga uno o más problema visuales, quizás deberías observarlo más detenidamente, desde las malas calificaciones, hasta un mal hábito o dolores en otras partes del cuerpo.

Las señales más fáciles de identificar son las que tienen que ver directamente con los ojos: párpados rojos e hinchados, bizquera, se frota constantemente los ojos, frunce las cejas, parpadea mucho o hace caras extrañas cuando lee. También hay que observar si el niño se tapa un ojo para ver mejor con el otro porque algo está fallando.

En cuanto a los malos hábitos, se pueden notar sobre todo a la hora de leer y escribir. Además de las deformaciones faciales, si tu hijo adopta posiciones corporales en las que se pega mucho al libro o computadora, confunda palabras al leer en voz alta o siga el texto con su dedo, es muy probable que no vea bien. De igual forma, que el niño pierda la concentración, se le olvide o no tenga interés por una lectura o juegos puede revelar el cansancio visual de tu hijo.

Hijo con problemas visuales-Imagen¿Cómo hacer que tu hijo tenga una mejor salud visual?

Otros síntomas de los problemas visuales más difíciles de notar, pero que son igualmente importantes son el criterio para elegir colores, mala coordinación y caídas frecuentes, dolores de cabeza, náuseas, sensibilidad a la luz, visión doble y fatiga constante. Agenda tu cita en salauno con un especialista

Si notas alguna de estas señales en tu hijo, no dejes pasar más tiempo y llévalo con el oftalmólogo. Recuerda que la agudeza visual es solo una parte, existen más problemas visuales que estén incomodando a tu hijo y muy probablemente no te lo diga en palabras, sino con actitudes, posturas y notas en el colegio.

¿TE GUSTÓ LA NOTA? ¡COMPÁRTELA!

Jun 7, 2018